PRIMEROS AUXILIOS PSICOLÓGICOS

Apoyo psicológico tras un hecho traumático
Apoyo psicológico tras un hecho traumático

Los primeros auxilios psicológicos abarcan multitud de cuestiones y situaciones complejas. Tras un hecho traumático la reacción que cada persona tiene es diferente: según su edad, su personalidad, sus experiencias vividas..., va a afrontar la situación de una manera u otra.

 

Pero tú puedes ayudar a esa persona en los primeros minutos y que, en un futuro, las circunstancias vividas no le afecten provocándole una depresión, estrés... o cualquier otro trastorno psicológico. También está demostrado que una buena atención inicial mejora la recuperación de algunas lesiones físicas.

 

Por ejemplo, en un accidente de tráfico, podemos dar esta ayuda tanto al que ha provocado el accidente y siente culpa, como al que ha quedado atrapado y está aturdido, a la madre que no sabe cómo está su hijo o a la persona que lo ha presenciado y está muy afectada. Todos están en un estado emocional desagradable y deben ser ayudados.

 

Voy a intentar resumir lo que debes y lo que no debes hacer y decir.

El contacto físico puede ser una forma de apoyo psicológico
El contacto físico puede ser una forma de apoyo psicológico

- Debes transmitir tranquilidad y seguridad, presentarte y preguntar su nombre.
- Pregúntale cómo se encuentra y si sabe qué ha pasado
- Deja que hable y exprese sus sentimientos. No impidas que llore o que grite. Cada persona reacciona de una manera diferente, así se desahoga.
- Establece una actitud de "empatía", ponte en su lugar, piensa por lo que debe estar pasando y no la juzgues por cómo lo está afrontando.
- No intentes consolar diciendo: "que mala suerte has tenido, pobrecito...". O quitarle importancia al problema: "eso le pasa a todo el mundo", "ha sido poca cosa", "otros están peor que tú", ni desviar el tema. Es importantísimo que la persona sepa qué ha pasado y las consecuencias, así antes empezará a afrontar la situación.
- Nunca mientas, es mejor decir verdades a medias o decir "No lo sé", siempre y cuando la persona te pregunte.
- No bromees, no es momento para eso.
- Usa la comunicación no verbal, tócale el hombro o cógele la mano (si quiere), mírale a los ojos, asiente cuando hable, sonríe... 
- Nunca la dejes sola, si te tienes que ausentar pide a alguien que se quede con ella.

Psicólogo profesional dando apoyo
Psicólogo profesional dando apoyo

Si la situación lo requiere asistirá al lugar personal que se dedique exclusivamente a estas labores. En el terremoto de Lorca, en las inundaciones, un incendio en un edificio, en accidentes de avión... Y estarán identificados con chalecos como el de la imagen.

 

Después del suceso es normal pasar por un periodo de afrontamiento si la situación le ha afectado mucho. Puede sufrir irritabilidad, falta de concentración, trastornos del sueño, aislamiento social, apatía... La persona debe salir de esta situación poco a poco hablando con familiares y amigos, siguiendo con la rutina de siempre, no debe huir de personas o lugares que le recuerden lo sucedido, haciendo actividades deportivas o relajantes... Pero si estas circunstancias empeoran o duran más de tres meses debe acudir a un especialista y este tratará a la persona con terapia y/o fármacos.

 

En la zona de descargas puedes encontrar más información sobre el tema y sobre el duelo, cómo afrontar el fallecimiento de un ser querido, cómo podemos ayudar a una persona en duelo, cómo decírselo a un menor...

Comparte la información en tus redes sociales

Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    Andres Contreras (sábado, 12 septiembre 2015 20:51)

    Me gusto mucho se pagina esta muy completa, creo la visitare mucho mas seguido


    Saludos desde México